Páginas

viernes, 16 de diciembre de 2011

Las etiquetas

"... las retribuciones que te brinda aferrarte a tu pasado por medio de los “Yo soy” (“etiquetas”), que sacas a relucir cuando te conviene, pueden ser resumidos nítidamente en una palabra: evasión. Siempre que quieres evitar cierto tipo de actividades o ignorar algún defecto de tu personalidad, podrás justificarte con un “Yo soy”. Y si usas estas etiquetas durante un tiempo lo suficientemente largo, verás que empiezas a creerlas tú mismo y en ese momento presente eres ya un producto acabado destinado a seguir siendo lo que eres para el resto de tus días. Las etiquetas te permiten evitar el riesgo y el difícil trabajo pesado de tratar de cambiar y también perpetúan el pensamiento que las provocó”.

Roberto Carlos Sande Barcia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada